Publicado: 19/10/1999


En zonas tropicales la producción ganadera de rumiantes a veces se limita por las dietas de los animales, las cuales con frecuencia carecen de los minerales necesarios para un buen crecimiento y salud. El contenido mineral es bastante variable en plantas y suelos tropicales y la asimilación mineral es complicada por muchos factores diferentes. Los salegares o lamederos pueden proporcionar minerales ante la frecuente falta de fósforo, sodio, calcio y magnesio.

Los salegares pueden comprarse para mejorar la producción, pero el limitado efectivo y/o la distancia a un pueblo o la aldea pueden ser factores prohibitivos para lograr hacer esto de forma regular. No obstante, uno puede hacer su propio lamedero o salegar usando ingredientes locales. 

Se pueden poner materiales diferentes en los lamederos para proporcionar los nutrientes necesarios. Las instrucciones más simples para hacer un lamedero provienen de Ibrahima Diallo de “Veterinarios Sin Fronteras” (publicado en Baobab 21, diciembre 1996).

Los ingredientes requeridos son los huesos, sal y arcilla. Para hacer harina de hueso, primero queme, triture y tamice o cribe los huesos. (Ver END 55-1, como hacer harina de hueso.) Golpee y tamice la arcilla desde un montículo de termita. Posteriormente mezcle dos partes de sal gruesa, cuatro partes de polvo de hueso y una parte de arcilla de termita y agregue suficiente agua para formar una pasta. Después la pasta puede moldearse colocándola en cajas de madera, en recipientes de metal ancho o calabazas con orificios en éstas (para la aireación), o en grandes latas alineadas con bolsas plásticas (quite el lamedero cuando esté seco). Cuando se seque, ponga los lamederos con su ganado.

Otro método para formar un lamedero comprende la harina de hueso, el cemento, la sal y cenizas tamizadas. Mezcle todo esto con suficiente agua para hacer una pasta, posteriormente moldee y déjelo secar por dos semanas hasta que el cemento se haya endurecido. Para hacer un bloque de lamedero (10 kg. de peso), necesitará 6.3 kg. de sal, 1.5 kg. de harina de hueso, 0.6 kg. de cenizas y 1.6 kg. de cemento. La piedra de lamer mejorará en calidad si reduce la cantidad de sal y aumenta el contenido de harina de huesos.

Charlie Forst, responsable del programa de nuevas tecnologías apropiadas de ECHO, sugiere esta receta para salegares:

EDN68 chart 2Agregue agua, asegúrese que sólo sea suficiente para formar la mezcla en un molde. No debería sacarse nada de agua de la mezcla. Como una opción, se puede agregar alguna melaza para endulzar y ayudar en el enlace de la mezcla. La melaza debiera agregarse antes del agua ya que también proporcionará cierta humedad.

Algunos agricultores y grupos comunitarios han comenzado a producir salegares para la venta en su aldea como actividad generadora de ingresos. Los agricultores en Kenia no tienen con que comprar los bloques de sal comerciales, pero cuando algunos grupos de agricultores comenzaron a producir lamederos locales, los aldeanos comenzaron a comprarlos. Un bloque de medio kilo se vende por US$0.80. (tomado de Baobab 28, marzo 1999).

 

Un segundo factor limitativo en la producción ganadera radica en la baja digestibilidad de algunos forrajes, especialmente en la estación seca. Cuando los animales obtienen principalmente forrajes de baja calidad y pocas proteínas, por ejemplo, los tallos secos de cereales, encontrándose con la dificultad de digerirlos, por ende tienen la tendencia a perder peso y bajar su desempeño. Con el fin de aumentar la cantidad de materia digerible, los animales necesitan una fuente de nitrógeno que los ayude a descomponer su alimento.

Solo para rumiantes, el nitrógeno extra puede provenir de bloques de urea. La urea en bloques es utilizada por los microbios en la panza para fabricar proteínas, y así aumentando la ingesta de material de rumia y por ende mejorar el aumento de peso. Cuando se agrega con los minerales agregados al bloque de urea, se mejora el desempeño. La publicación Baobab del 25 marzo de 1995 describe cómo hacer un bloque de urea. Ud. necesitará 1 kg. de urea, 1.5 kg. de cemento, 6.5 kg. de afrecho (o material desechado en el aporreo de frijoles), 1 kg. de sal y 5-6 litros de agua. Disuelva la urea en el agua y mezcle con la sal machacada, el afrecho y el cemento. Lentamente agregue el líquido de urea a los ingredientes secos hasta que quede una pasta gruesa. Ponga esto en un molde y deje que se seque aproximadamente dos semanas. Se puede agregarse melaza en lugar de una p arte de agua. La melaza ayuda a enlazar la urea en el bloque.

La urea en bloque puede ser nociva al ganado si se consume excesivamente. Se debe dar a los animales en cantidades controladas, comenzando con cantidades pequeñas y gradualmente aumentarla en un período de varias semanas. Lo más que debería consumir una vaca o un camello al día es 500 g, y una oveja o cabra no más de 120 g. Los bloques de urea se utilizan solamente para rumiantes como el ganado bovino, las ovejas, las cabras y los camellos.