Escritor: Clare Liptak y Dr. Timothy Motis
Publicado: 17/7/2017


Los insectos y otras plagas pueden ser una grave limitación para la producción de alimentos, especialmente donde los recursos para el manejo de plagas son escasos. Por ejemplo, en EDN 133, respondimos una pregunta sobre el minador de la hoja del tomate (Tuta absoluta) en Nigeria. Las infestaciones graves de esta plaga sola pueden reducir los rendimientos en un 80 hasta un 100% (Gebremariam 2015). El siguiente artículo da inicio a un esfuerzo dirigido a fortalecer nuestros recursos informativos sobre el monitoreo y manejo de plagas.

Principios Generales y Práctica

por Clare Liptak, especialista en horticultura y Profesora Adjunta retirada de la universidad de Rutgers

¿Qué es monitoreo de cultivos?

Monitoreo es la inspección regular y cuidadosa de las plantas cultivadas a lo largo del período de crecimiento: al hacer el monitoreo, el productor/la productora camina a través de su cultivo buscando problemas en las plantas como insectos y ácaros, enfermedades, malezas, daño causado por tormentas y estreses ambientales como sequía o deficiencias de nutrientes. Este artículo se enfoca principalmente en el monitoreo de los cultivos para determinar la presencia o no de plagas de insectos.

¿Por qué monitorear sus cultivos?

Encontrar temprano los problemas da al productor tiempo para resolverlos antes de que el cultivo sufra graves daños. Con cultivos de ciclo corto como el tomate, la detección temprana de problemas de plagas es crítica para permitir decisiones oportunas antes de que sea demasiado tarde. Si la plaga no es una que el productor reconozca, la detección temprana significará que hay más tiempo para identificarla correctamente. El monitoreo deficiente de los cultivos puede conducir a pérdidas significativas en el cultivo.

El monitoreo permite el uso oportuno y eficiente de los insumos para el manejo de plagas. Muchos insecticidas, ya sean productos comprados o extractos elaborados por el productor a partir de distintas plantas, funcionan mejor – y es menos probable que tengan un impacto ambiental negativo – cuando la población de la plaga es pequeña. Muchos además funcionan mejor en cierta etapa de desarrollo de la plaga. Por ejemplo, el momento de las aplicaciones de rociado de Bt (Bacillus thuringiensis) es crítico para controlar plagas como las gardamas africanas (Spodoptera exempta). Dado que la bacteria Bt debe ser ingerida por el insecto objetivo, debe aplicarse cuando las orugas jóvenes se están alimentando activamente.

También es útil estar al tanto de los insectos beneficiosos que podrían ayudar a controlar una plaga de insectos; ver la sección “Referencias y lecturas adicionales”, al final de este artículo para encontrar enlaces a fotos de insectos beneficiosos comunes e información sobre ellos. Este tipo de conocimiento podría influir en un productor para adoptar prácticas que favorecen a los aliados naturales contra las plagas de los cultivos. Por ejemplo, sin un productor nota moscas de las flores (Syrphidae family) en el campo, quizás quieran plantas de floración como cáñamo de la India (Infonet biovision 2016, Wang 2012). Las larvas de la mosca de las flores se alimentan de áfidos y pequeñas orugas, mientras que los adultos son atraídos por las flores y son buenos polinizadores.

EDN 136 Figure 1

Figura 1. Lupa con dos lentes. Fuente: Clare Liptak

Herramientas de monitoreo

La visión y una mente indagadora son las herramientas más importantes; sin embargo, ayuda tener los elementos básicos abajo mencionados:

  • Una lupa para observar insectos pequeños o huevos de insectos 
  • Un frasco o bolsa plástica para recolectar especímenes de insectos para examinarlos después 
  • Cinta indicadora o tiras de tela para marcar las plantas dañadas por insectos 
  • Un lápiz y cuaderno para anotar las observaciones 

Yo tengo una lupa que compré hace como 20 años marca NASCO. Actualmente se vende por US$6.85 y tiene dos lentes: un lente (5X) me permite ver la mayoría de insectos, y cuando uso ambos lentes juntos (10X) puedo ver la mayoría de huevos de insectos. He podido mantenerla tanto tiempo porque, en su posición desplegada, le amarro un cordón de zapatos a través de modo que la puedo llevar alrededor del cuello mientras hago el monitoreo (Figura 1). En Estados Unidos, las lupas de alta calidad hechas específicamente para estudiar insectos cuestan de US$30 a US$50 marca BioQuip.  Cualquier lupa funciona, las opciones más baratas es probable que estén disponibles donde se venden artículos de oficina.

Dado que soy derecho, sostengo la lupa manual en mi mano derecha, con el hueso largo de mi pulgar en la mejilla, de manera que el lente manual está quieto. Entonces con el espécimen en mi mano izquierda, lo muevo más cerca y más lejos del lente hasta que enfoco el espécimen.

¿Cómo monitorear?

Recorrer con regularidad todo el huerto o campo

Por supuesto al regar o deshierbar, los productores también buscan problemas de plagas, pero es útil recorrer toda la plantación o el campo al menos una vez a la semana específicamente para monitorear. Cada vez que un productor entra a su campo para monitorear, él o ella buscan señales de las plagas específicas más probables de estar dependiendo de la etapa de desarrollo del cultivo y el momento del período de crecimiento. A veces ayuda entrar al campo o parcela desde un punto inicial distinto. Por ejemplo, al caminar con el sol a su espalda, usted verá cosas distintas que si camina siempre dándole la cara al sol.

Revisar detenidamente unas cuantas plantas

No es necesario revisar cada planta, pero primero revise detenidamente plantas al azar en las áreas problema, buscando en la superficie superior e inferior de las plantas. Quizás haya más de una plaga, y la más obvia quizás no es la causa del daño a la planta. El número de plantas a examinar y qué buscar varía con el cultivo y la plaga. (OISAT [Online Information Service for Non-Chemical Pest Management in the Tropics] proporciona una herramienta que incluye una lista, para una serie de distintos cultivos, de importantes plagas de insectos a buscar en distintas etapas de crecimiento de cultivos).

Procurar la consistencia

Las impresiones personales son la base para las decisiones sobre manejo de cultivos. Dos personas quizás tengan distintas opiniones sobre cuántos insectos constituyen una infestación pequeña versus una moderada. Por esta razón, es mejor que la misma persona monitoree el cultivo a lo largo de su desarrollo. Como alternativa, dos personas podrían trabajar juntas, discutir y acordar sobre un enfoque de monitoreo antes de recorrer a pie el campo o huerto. 

Distinguir entre problemas bióticos y abióticos 

Preste atención especial a pistas que le permitan distinguir problemas de plagas de problemas no relacionados con plagas o condiciones ambientales. Los insectos, las enfermedades, los ácaros, los roedores, etc. son todos bióticos, que significa “resultantes de cosas vivas”. Las condiciones ambientales como la sequía o inundaciones son “abióticas”, que significa que no son provocadas por cosas vivas. 

Los problemas bióticos a menudo aparecen de forma aleatoria, especialmente en las etapas iniciales –hojas aquí y allá muestras manchas, por ejemplo – mientras que las condiciones abióticas pueden ser bien dramáticas. Un problema de insectos puede comenzar con unas cuantas orugas y evidencia del daño en unas cuantas plantas, mientras que suelos secos podría provocar que toda una planta, o grupos de plantas, se marchiten o sequen. Los problemas abióticos además son más probable de afectar cultivos específicos o estrechamente relacionados. Un problema biótico que afecte el tomate, por ejemplo, por lo general no afectaría al maíz porque estos cultivos no están relacionados. (El minador de la hoja del tomate es una excepción a esta regla general, dado que no sólo se alimenta de plantas de la familia Solanaceae (p.ej., tomate y papa), sino que también se ha encontrado en los frijoles comunes (Phaseolus vulgaris), que son de la familia Fabaceae.) En contraposición, los problemas abióticos con frecuencia afectan cultivos no relacionados e incluso malezas en la misma área.

Anotar las observaciones 

Al inicio del ciclo, dibuje un mapa del campo con los cultivos (e incluso distintos cultivares de un cultivo) colocados lo más exactamente posible. Esto puede utilizarse para marcar donde ocurren los problemas con insectos en el campo. Algunos productores utilizan un mapa nuevo para hacer las notas de cada visita de monitoreo. Otros utilizan un registro o bitácora separados para cada entrada. Independientemente de esto, para cada visita de monitoreo, anote la fecha y las condiciones climáticas, la etapa de desarrollo del cultivo, y cualquier otra información que podría ser útil más adelante para tomar decisiones sobre manejo de plagas.

Tenga en cuenta que estas notas se convierten en la mejor herramienta del productor para aumentar su experiencia; nadie conocerá su tierra como ellos. Como todo lo demás, el dominio viene con la práctica. Mis primeros juegos de notas en su mayoría eran oraciones completes, sin abreviaturas, y pocas observaciones sobre el ambiente alrededor. Pero en los años posteriores, abrevié más. [Editores: si un productor no sabe escribir, aún así mucho puede aprenderse y recordarse a través del monitoreo consistente, y quizás ya haya técnicas de registro que se estén utilizando en la comunidad que no requieren la alfabetización del usuario, como dibujos].

Uso de Trampas de Monitoreo

por Tim Motis, basado en un ensayo de ECHO realizado por Stacy Reader y Christine Paul

Importancia de las trampas para el monitoreo de insectos

Caminar a través de un campo para observar problemas de plagas es una parte importante de cualquier enfoque de monitoreo. Sin embargo, muchos insectos están activos en la noche, cuando no sería práctico para el productor estar en el campo o huerto. También hay días cuando el productor no está. Estas limitaciones se superan, al menos en parte, utilizando algún tipo de recipiente/contenedor o dispositivo que atrape suficientes insectos para dar al productor una indicación de qué especies de plagas están presentes.

Las trampas de monitoreo funcionan día y noche, y pueden hacerse con materiales locales, como botellas plásticas de agua o jugos. Las trampas pueden colocarse dirigidas a varios tipos de insectos. Las trampas por encima de la superficie del suelo captan a los insectos voladores, antes de que pongan los huevos que eclosionan en larvas/orugas que acaban con las hojas de las plantas. Las trampas colocadas en la línea del suelo son buenas para monitorear insectos que habitan en el suelo escondidos en el lecho de hojas o mulch.

Cómo funcionan

Las trampas de monitoreo con frecuencia utilizan un atrayente o cebo. A menudo esto se hace con el uso de colores que atraen a los insectos. Los objetos amarillos atraen muchos tipos de insectos, incluyendo enemigos naturales de plagas de insectos (Mizell 2014). Si en una trampa de monitoreo se encuentran grandes cantidades de insectos beneficiosos, reduzca el número de trampas o trate un color distinto. Otro colores utilizados comúnmente para las trampas de monitoreo son el azul y el blanco.

Los insectos también pueden ser atraídos a cebos que son líquidos (p. ej. Azúcar disuelto en agua) o sólidos (p. ej. Rodajas de fruta o estiércol de animales). Los recipientes generalmente se llenan con agua hasta 2 cm. por debajo del borde de los mismos. Una vez que los insectos son atraídos a la trampa eventualmente caen al agua. Añada algún detergente líquido para lavar platos con el fin de evitar que los insectos atrapados escapen. Una cucharada (alrededor de 15 ml) de detergente lavaplatos por recipiente de agua debería ser suficiente; use marcas que no tienen olor para evitar que el olor reduzca el número de insectos atrapados. Como una alternativa al uso de recipientes, se pueden pintar trozos de papel o cartón de color con algo pegajoso, como melaza, para capturar los insectos.

Algunas trampas atraen especies específicas de insectos con feromonas, que son compuestos que los insectos liberan para atraer pareja, como señal de alarma o para marcar una ruta de alimentos. Dependiendo del cebo, las feromonas potencialmente pueden atraer desde lejos. Las trampas de feromonas pueden estar disponibles para los productores en algunos países dependiendo de la existencia de laboratorios que producen compuestos de feromonas. Este artículo se centra en trampas y cebos que los productores pueden elaborar por sí mismos.

Trampas probadas por ECHO en 2016

Se pueden elaborar muchos tipos de trampas. Para esta pequeña prueba nos enfocamos en tres tipos:

1) Trampa recipiente consiste de un recipiente lleno hasta la mitad con agua jabonosa preparada al mezclar 30 ml (2 cucharadas) de detergente líquido para lavar platos con 400 ml de agua. Los envases pueden llenarse y colgarse en estacas o en ramas de árboles frutales. Para esta prueba simplemente colocamos un recipiente redondo en el suelo. 

2) Trampa foso, se elaboran llenando un recipiente con agua y melaza (nuestras trampas se llenaron con 450 ml de agua + 450 ml de melaza + 15 ml de jabón lavaplatos), con el recipiente enterrado de manera que la parte superior del mismo esté a nivel de la superficie del suelo. Se colocó una hoja de plátano encima de cada trampa para evitar que cayera basura en ellas. 

3) Trampas de papel pegajoso, elaboradas pintando con melaza un trozo de papel amarillo de una carpeta de manila (del grosor de una cartulina).

Las trampas se colocaron entre los surcos de sorgo en la Granja Demostrativa Global de ECHO en el sudoeste de Florida. Las plantas de sorgo estaban cerca de la etapa de cosecha, con una abundancia notable de insectos presentes. Se colocaron dos de cada una de las trampas arriba mencionadas se colocaron en tres lugares en la parcela de sorgo. Se contaron los insectos después de dos días; si usted espera mucho más de eso los insectos atrapados comienzan a deteriorarse, hacienda la identificación y el conteo más difíciles.

EDN 136 Figure 2

Figura 2. Trampas recipiente (izquierda), foso (centro) y papel pegajoso (derecha) utilizadas para el monitoreo de insectos en un campo de sorgo en ECHO. Fuente: Tim Motis

 

Desempeño de las trampas probadas por ECHO en 2016

EDN 136 Figure 3 Esp

Figura 3. Número de insectos capturados con trampas de monitoreo de recipiente, foso y papel pegajoso en ensayos en ECHO en el sudoeste de Florida. Los datos son el promedio de seis réplicas. Cualesquiera dos barras con una letra correspondiente distinta (“a” o “b”) representan valores estadísticamente distintos; dos con la misma letra representan valores estadísticamente similares.

EDN 136 Figure 4 Esp

Figura 4. Número de especies de insectos capturadas con trampas de monitoreo de recipiente, foso y papel pegajoso en ensayos en ECHO en el sudoeste de Florida. Los datos son el promedio de seis réplicas. Cualesquiera dos barras con una letra correspondiente distinta (“a” o “b”) representan valores estadísticamente distintos; aquéllas con la misma letra representan valores estadísticamente similares.

Las trampas recipiente capturaron más insectos (Figura 3), así como también una mayor diversidad de insectos (Figura 4), que las trampas de foso y las pegajosas. Vrdoljak y Samways (2012) reportaron que las trampas recipiente son un buen método para el monitoreo de varias especies de insectos. Encontraron que las trampas amarillas y blancas capturaron una gran diversidad de insectos que visitan las flores de las plantas. Sin embargo, sugirieron agregar otros colores para evitar la posibilidad de sobre estimar los insectos atraídos sólo a uno o dos colores.

Las trampas recipiente capturaron plagas como trips (especie de la familia Thripidae) y moscas blancas (especie de la familia Aleyrodidae). También atraparon insectos beneficiosos incluyendo mariquitas (especie de la familia Coccinellidae; más probable Harmonia axyridis) (Figure 5) and lmoscas de patas largas (especie de la familia Dolichopodidae), que se alimentas de áfidos y trips. Quizás capture insectos beneficiosos así como también especies plaga, pero unas cuantas pequeñas trampas de monitoreo probablemente no reducirán de manera significativa las poblaciones de insectos beneficiosos. Aparte de las trampas con feromonas, no encontramos ningún diseño que excluya a los insectos beneficiosos.

EDN 136 Figure 5

Figura 5. Larva de mariquita  (Harmonia sp.) y mariquita adulta (abajo) observadas en hojas de sorgo en ECHO en Florida. Observe la larva alimentándose de áfidos. Fuente: Tim Motis

Los escarabajos (no identificados a nivel de género ni especie) fueron capturados con más regularidad con el tipo de trampa foso que con los otros dos tipos de trampa. Quizás las trampas foso podrían utilizarse en combinación con trampas encima de la superficie para monitorear tanto insectos que habitan en el suelo como los presentes en el follaje del cultivo. Ya sea que el productor utilice más de un tipo de trampa o varios colores de distintas trampas, recomendamos un enfoque combinado para la detección confiable y temprana de plagas de insectos.

Mejoras potenciales

La melaza utilizada con nuestras trampas pegajosas perdió su pegajosidad después de las primeras 24 horas. Hervir la melaza con anterioridad (para eliminar el agua), o agregar harina o fécula de maíz (para espesarla) podría ayudar a prolongar la pegajosidad. También hemos conocido que el aceite de motor usado a menudo se utiliza en lugar de la melaza. 

Las trampas recipiente o de foso podrían cubrirse con un cedazo para impedir que caigan hojas adentro de ellas. En nuestro ensayo, basura por hojas que caían no fue un gran problema. Si se utilizan trampas de monitoreo durante la estación lluviosa, quizás una botella plástica o bidón podrían funcionar mejor que un recipiente; se hace un corte de 2 a 4 cm de ancho en un lado, al menos 4 cm por encima del fondo del recipiente, limitaría la exposición a las gotas de lluvia pero permitiría que los insectos entraran.

Podrían probarse muchos otros diseños de trampas, estrategias de colocación y cebos. Un artículo por Infonet Biovision, titulado Traps and Bagging, es un buen lugar para buscar sugerencias prácticas.

Referencias  y lecturas adicionales

DOCUMENTO O SITIO WEB

 

NOTAS RESUMEN

Manejo Integrado de Plagas

Sitio web de la FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura) sobre Manejo Integrado de Plagas.

 

Enlaza a los lectores con programas de la FAO relacionados con MIP, así como también esfuerzos relacionados con MIP que la FAO ha emprendido en varias partes del mundo.

Sitio web UC IPM (Manejo Integrado de Plagas de la Universidad de California).

 

Contiene amplia información sobre plagas de cultivos, identificación de plagas y manejo de insectos. Muchos de los insectos presentados en este sitio web son comunes en todo el mundo.

Insectos Beneficiosos

Mizell, R. 2014. Tools for Trapping Pests and Attracting Beneficial Insects. Panhandle Ag e-News (University of Florida IFAS Extension).

 

Discute el uso de objetos color amarillo para atraer a insectos beneficiosos.

Documento de TECA (Tecnologías y prácticas para pequeños productores agrícolas) titulado Beneficial Insects and the Cotton Pests They Control.

 

Presenta fotografías de insectos beneficiosos comunes, junto con una lista de plagas de insectos que ellos ayudan a controlar. Los insectos que aparecen aquí a menudo se encuentran en otros cultivos aparte del algodón.

UC IPM (Manejo Integrado de Plagas de la Universidad de California) Balería de Enemigos Naturales.

 

Presentas información sobre enemigos naturales de varias plagas de insectos.

Wang, K.-H., 2012. Cover Crops as Insectary Plants to Enhance Above and Below Ground Beneficial Organisms. Hānai’Ai/The Food Provider.

 

Proporciona información sobre cómo integrar cultivos de cobertura de floración en los campos de los agricultores con el fin de atraer a los insectos beneficiosos.

Lingbeek, B.J., CL. Higgins, J.P. Muir, D.H. Kattes, and T.W. Schwertner. 2017. Arthropod diversity and assemblage structure response to deforestation and desertification in the Sahel of western Senegal. Global Ecoloogy and Conservation 11:165-176.

 

El autor de este documento es un antiguo pasante y miembro del personal de ECHO, Brandon Lingbeek. Arroja luz sobre el uso de trampas foso para monitorear la diversidad de insectos en el Sahel. La Sección 2.2 explica cómo se diseñaron e implementaron sus trampas foso.

Plagas de insectos e información general

Gebremariam, G. 2015. Tuta Absoluta: A Global Looming Challenge in Tomato Production, Review Paper. Journal of Biology, Agriculture and Healthcare 5(14):57-62.

 

Un repaso a la literatura sobre el minador de la hoja del tomate.

Sitio web de  Infonet biovision.

 

Contiene una riqueza de información sobre control de plagas, y cubre enfoques que incluyen a enemigos naturales, extractos de neem, aerosol de jabón, extractos de ajo y neem, y trampas de monitoreo de insectos. En la página de inicio, busque y haga clic en “Plant” o “Plant Health” para encontrar información sobre plagas de cultivos y enfoques de manejo.

OISAT (Online Information Service for Non-Chemical Pest Management in the Tropics).

 

Presenta en forma de lista plagas que afectan cultivos específicos, con enlaces a fotografías e información adicional sobre plagas de insectos y formas de controlarlas. También tiene información sobre enfermedades de cultivos.

Documento de TECA (Technologies and practices for small agricultural producers) titulado Pest and Disease Management in Organic Agriculture.

 

Una sección sobre monitoreo de insectos explica qué buscar en cuanto a daños en los cultivos provocados por insectos. También tiene secciones sobre trampas para monitoreo de insectos y forma de fortalecer a los enemigos naturales de las plagas de insectos.

Vrdoljak, S.M. and M.J. Samways. 2012. Optimising colored pan traps to survey flower visiting insects. Journal of Insect Conservation 16(3):345-354.

 

Un informe de investigación sobre trampas recipiente para monitoreo que promueve el uso de múltiples colores y contiene un repaso de la literatura relativa a las trampas recipiente.